Alimentación, Dietas

Comer entre horas impide un resultado óptimo

No se deben hacer más de tres comidas diarias. Es falsa la recomendación frecuente de que hay que comer varias comidas al día y en pequeñas cantidades. Las comidas se deben respetar rigurosamente y por ello no se permite comer ni la más mínima cantidad, aun siendo una pequeñez, entre comidas.

Si aparece la sensación de hambre y se satisface a través de una pequeña merienda o almuerzo, el organismo no se verá obligado a recurrir a sus propios depósitos grasos para abastecerse, con lo que no conseguiremos la disminución de peso deseada.

Y si la dieta no tiene como finalidad básica una reducción de peso, sino que lo que se pretende con ella es una normalización del metabolismo alterado (movilizando la grasa patológica depositada) es bueno que el paciente respete rigurosamente la norma de no comer entre comidas, puesto que así conseguirá rápidamente resultados positivos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Copiar contenido está muy feo !!